Manejo reproductivo y de la recría en ovino

Granja de Desarrollo Ovino A.G.M.

La manera de conseguir rentabilidad en el rebaño es a través del manejo y el control de las operaciones de la explotación.

A continuación, se repasan las claves en el manejo de la Granja de Desarrollo Ovino AGM, que se encuentra ubicada en el municipio vallisoletano de Olmedo. En 2002, nace la idea de crear una explotación de ovino de raza Assaf que consiguiera mejorar genéticamente, aumentar la productividad de leche y la calidad de la misma.

Actualmente, la explotación cuenta con 950 madres, 45 sementales y 300 corderas de reposición. Dispone de más de 4.000 metros cuadrados de naves, con 300 metros de cintas de distribución, Unifeed, sala de ordeño rotativa para 30 ovejas, sala de lactancia artificial de 600 metros cuadrados con calefactor, extractor, aislantes y sumideros. Además en el año 2010, se han ampliado las instalaciones con 1.400 metros de nave para la recría de las corderas, salón de reuniones y cámaras frigoríficas para un proyecto de investigación que busca la producción de un tipo de lechazo diferente.

Cubriciones

En la organización de la explotación se intenta que todos los factores estén totalmente delimitados, ya que así se conseguirá un alto rendimiento de los animales. El objetivo es que todo el efectivo esté produciendo leche, preñado o cubriéndose con los machos.

Después de cada cubrición, a los 30 días se realiza una ecografía y se hacen dos lotes: ovejas gestantes y ovejas vacías.

Al lote de ovejas vacías se añaden las corderas de reposición mayores de 7 u 8 meses, con lo cual ya hay dos lotes nuevos para cubrir en el transcurso de 15 días, colocando con antelación una esponja vaginal. Para finalizar, a estos dos lotes a cubrir se les añade las ovejas que se encuentran en ordeño que llevan más de 120 a 150 días produciendo leche. Para estas últimas, el método utilizado es siempre el implante. Excepcionalmente, en la cubrición de noviembre, no se utiliza ningún método en ninguno de los tres grupos, simplemente la introducción de machos.

Al grupo de ovejas de leche se les pone los implantes entre 15 y 25 días antes de realizar la ecografía a la cubrición anterior. Con esto se consigue que cuando se van a introducir los machos haya tres lotes bien diferenciados: el lote de leche con implantes, el lote de ovejas vacías en la ecografía y el lote de corderas de primer celo (Figura 1).

Preparto

Después de haber realizado las ecografías y de estudiar los datos estadísticos para ver los niveles de fertilidad en los tres grupos mencionados, se cambia la ración a las ovejas que se encuentran preñadas y produciendo leche.

Una vez secas, a los 60 días antes de su nuevo parto, se empieza un protocolo de vacunaciones para conseguir que estos animales lleguen a este nuevo parto de la forma más óptima posible. La primera vacuna es una polivalente frente a las enfermedades causadas por los clostridios. La segunda se aplica 2-3 semanas después frente a procesos colibacilares.

En estos últimos 30 días antes del parto, las ovejas empiezan poco a poco a comer la ración de lactación, con la peculiaridad de se encuentran escuchando música para conseguir un efecto más acorde con su estado hormonal.

Sala de lactancia maternizada

La sala de lactancia maternizada, adaptada a las instalaciones previas (naves de avicultura), está dividida en seis zonas. Próximamente se dividirá en ocho zonas totalmente delimitadas: dos zonas de encalostramiento, dos zonas o parques de iniciación, dos zonas de consolidación y dos zonas nuevas de iniciación.

Esta nave cuenta con focos de calor, cañón de aire caliente, tres nodrizas y próximamente una nueva nodriza para las zonas previstas de ampliación de iniciación, pizarras en cada nodriza para apuntar el consumo diario de leche maternizada, extractor y sumideros para evacuar las heces liquidas de los lechazos.

Protocolo

Una vez que pare la oveja, se identifica a la madre mediante el bolo ruminal y se rellena en el libro de partos los datos identificativos de la madre, como son número genealógico y número de bolo. Además se apunta si se ha cortado las pezuñas a la oveja, en ese momento se la realiza una foto de la ubre y otra morfológica. Al cordero se le asigna un número correlativo, se apunta también el color del animal, el sexo y si es parto simple, doble o triple.

Después de haber recogido todos los lechazos nacidos, se llevan a la sala de lactancia maternizada, donde se pesan, se les administra vitaminas AD3E y vitamina E, se desinfecta el cordón umbilical y toman su primer biberón de calostro pasterizado.

El segundo día de vida es diferente, ya que los lechazos no toman el calostro con biberón, sino que se ha rediseñado los cubos de leche, para que se acostumbren mucho antes a coger las tetinas de las nodrizas. Estos cubos tienen que estar a una altura de 40 a 50 cm por encima de las tetinas, que tienen que ser las mismas que luego se usen en la lactancia. Así se conseguirá que los lechazos se habitúen mucho antes y hay que estar mucho menos tiempo enseñándoles (Figuras 2 y 3).

Una vez terminado el encalostramiento de los lechazos, al tercer día pasan a la zona de iniciación, pero antes se deben clasificar los animales que se quedaran como futuros reproductores. La diarrea mecánica (con el consiguiente perjuicio económico y retraso en el destete) que se produce como consecuencia de utilizar una goma para la amputación de la cola, obligó a buscar otra alternativa. Después de buscar diferentes formas y días del corte de rabo, se creó el siguiente protocolo:

Esquilar el rabo para evitar infecciones.

Amputación con un sistema de cauterización que en pocos segundos separa el rabo con un estrés mínimo, y sin perdidas de ganancia media diaria (GMD) y sin diarreas mecánicas.

Desinfección de la zona cauterizada, con un spray de aluminio o con antibiótico.

Datos estadísticos

En estos ocho años de trabajo se ha comprobado que los corderos que al nacimiento tienen un peso de cuatro kilogramos, son los que tienen mejor GMD la primera semana de vida, pero que luego este peso no influye en el desarrollo de los animales.

 Los datos obtenidos sirven para tomar medidas para el año siguiente y sobre todo para ver la rentabilidad obtenida.

También se ha podido comprobar, que a partir de la tercera semana de vida es cuando los corderos consiguen un crecimiento más rápido, con una GMD superior a 350 g/día (Figura 4).

De cada una de las cinco parideras al año que se llevan a cabo en la explotación (15 enero-15 febrero; 1 abril-1 mayo; 15 junio-15 julio; 20 agosto-20 septiembre; 1 noviembre-1 diciembre) se hace un seguimiento estadístico, para comprobar el estado tanto de los animales nacidos como de sus madres. Estos datos (tipo de parto, primerizas, número de nacidos, sexo, animales para reposición, bajas al nacimiento, bajas en la nodriza y consumo de pienso) están reflejados en el Cuadro I.

Después de analizar todos los datos de todas las parideras de un año, se realiza un resumen final y se comprueba que los consumos por animal, los pesos y los kilogramos de leche consumida estén dentro de unas medias razonables. Los datos obtenidos sirven para tomar medidas para el año siguiente y sobre todo para ver la rentabilidad obtenida en la producción de animales destinados a consumo de lechazo (Figura 5).

Conclusiones

personal

Los ganaderos de ovino, tienen que conseguir ser mucho más rentables y para eso deben ser mucho más profesionales y empresarios, tomar medidas en momentos puntuales que hagan que las granjas crezcan y se consoliden en un mercado cada vez más exigente.

Una de las formas que tienen los ganaderos de España, tanto de vacuno, ovino y caprino, y que AGM lleva realizando desde hace más de un año, es cambiar el sistema de consumo de los españoles, reeducando a los consumidores y sobre todo abriendo las explotaciones a colegios, casas rurales, Universidades, para que la gente vea el esfuerzo tan grande y las inversiones que realizan las explotaciones para conseguir un producto de primera calidad. Estas personas que visitan las granjas se convertirán por convencimiento natural en embajadores, consiguiendo un merecido reconocimiento de los productos, esfuerzo y dedicación.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Spam protection by WP Captcha-Free

Realizado por Aprende.com